Feliz Cumpleaños de Mamá a Hija

Encontradas 103 felicitaciones de cumpleaños:

Siempre recuerdo cuando me decían que disfrutara al máximo este primer año, y solo ahora comprendo el porqué. ¡Feliz cumpleaños, hija! ¡Ser tu madre para mí es una gran bendición!

Espero verte crecer y ser la mejor confidente de secretos. ¡Te adoro, pequeña!
No existen imposibles
Querida compañerita de vida
¡Feliz cumpleaños, mi niña! Eres la mejor hija del mundo, y yo la mamá más orgullosa y feliz. Cuando tu eres feliz, yo soy feliz, y pongo empeño para que así sea, no solo en un día como el de hoy, sino siempre.

Cada año que pasa me sorprendes más, y ahora que vas entrando en la edad adulta, te vas convirtiendo en una persona a la que admiro, con unos principios y unos valores hermosos. Una de las cosas que más me gustan de ti, es que siempre aprendo contigo, y que siempre estás dispuesta a hablar y a entender las cosas.

Deseo que este año brilles como lo has hecho hasta ahora, y que recibas mucho cariño y amor de todas las personas con las que te cruces. Miles de abrazos y de besos para ti, ¡te amo!
Desde que te sentí en mi vientre, sabía que serías una niña. Hoy estas cumpliendo años y siento un amor gigante porque además de ser mi hija, eres mi mejor compañera. ¡Te adoro, princesa!
¡Felices 3 años, hija! Hoy es un día de fiesta para todos y tu estás muy contenta, porque te encanta que llegue tu cumple, recibir las visitas de la familia, de los amigos y de las amigas.

Yo, como tu mama, suelo pasar unos minutos de este día pensando en lo hermosa que es mi vida, en todo lo que he conseguido y en la suerte que tengo de tener una hija tan maravillosa como tú.

Espero seguir haciéndote feliz, pues una infancia alegre marca el resto de nuestras vidas. ¡Te amo, hijita!
Recordar este día es recordarte pequeñita ¡Feliz cumpleaños, hija! Soy la mamá más feliz desde que llegaste a mi vida. ¡Te amo!
Mi hijita, ¡quien me iba a decir que el tiempo pasaba tan deprisa! Hoy cumples un año más de vida y te puedo asegurar que me siento la persona más feliz del universo.Quiero que sepas que te amo, y que ver como cada año vas alcanzando tus metas, me pone muy alegre, y me hace sentir un gran orgullo por la persona en la que te has convertido.

Que no se te olvide nunca que tu felicidad es mi felicidad, y hoy vamos a compartirla, festejando por ti y por todas las cosas hermosas de la vida. ¡Feliz cumpleaños!
Mi hijita, parece que fue ayer el día que naciste, eras tan pequeñita… Y ahora ya eres una persona adulta, independiente, valiente y luchadora. ¡Que orgullosa estoy de ti! Espero que todos tus deseos se hagan realidad, y sabes que estoy siempre aquí para acompañarte. Te amo mi niña, ¡muchas felicidades!
La sorpresa que recibí cuando supe que estaba embarazada fue enorme. ¡Y cuando supe que era una niña mis lágrimas cayeron de felicidad! No podía creer que pronto estaría con el fruto de nuestro amor en brazos.

Mi entusiasmo por preparar tu llegada iba aumentando, al igual que la ansiedad cuando ya estabas por nacer. Cuando finalmente llegó el día, te amé como nunca había amado. ¡Eras la bebé perfecta! Todos en la familia quedaron encantados y querían cargarte.

Hoy nuevamente me lleno de emoción, pues cumples un añito más. ¡Feliz cumpleaños, hija de mi corazón! Pido a Dios que te cuide siempre y guíe tu camino para que todo lo que sueñes se haga realidad. ¡Ten presente que yo siempre estaré aquí para ti por si necesitas algún consejo, o una amiga con la que hablar! ¡Te quiero mucho, hija!
¡Hija, eres mi rayo de luz! Desde que te tuve en mi vientre creamos una conexión que espero mantengamos por muchos años más. ¡Feliz cumpleaños!
¡Feliz cumpleaños, a mi rayito de sol! Llegaste a iluminar mi vida desde la primera patadita en mi barriga. ¡Te amo, hija!

Hija mía, ¡Feliz cumpleaños! Que Dios te bendiga y me permita seguirte viendo crecer. Mi más anhelado deseo es que tu cumplas los tuyos. ¡Te amo con todo mi corazón! Espero que hoy pases un gran día y que lo guardes en tus memorias más queridas.

Hija querida, antes de todo, ¡feliz cumpleaños! Quiero decirte que eres la causante de mis mayores alegrías, pues cada día de tu vida me haces feliz. Van pasando los años y vas haciéndote independiente, y yo me enorgullezco de tu valentía. Me has enseñado muchas cosas, más de las que imaginas. Deseo mucho que disfrutes de tu día.
¿Qué decirle a la hija más maravillosa del mundo en un día como este? Cualquier cosa se quedaría corta, pues no existen palabras para describir todo lo que siento, solo puedo decir que soy muy feliz por verte crecer con salud y alegría.

Tengo todo listo para que sea el mejor día del año, ¡muchas felicidades!
¡Feliz cumpleaños a mi hijita del alma! Hoy como cada año, festejamos que llegaste al mundo, y será un día lleno de amor y cariño. Un día en que nos encontramos toda la familia, recordamos tiempo pasados, pero también hablamos del presente y del futuro.

Con lo años me has ido demostrando que eres una bella persona, y desde que entraste en la etapa adulta, no me ha quedado ninguna duda de que puedes valerte por ti misma, y eso hace que me enorgullezca.

Quiero que sepas que hagas lo que hagas, y tomes las decisiones que tomes en esta vida, lo que más importante, y lo que más deseo, es que te hagan feliz, y sobretodo, que no te hagan dejar de ser tú misma. ¡Te amo, mi niña!
¡Feliz cumpleaños, mi hermosa princesa! Hoy siento nostalgia de aquellos meses en los que te tuve en mi vientre. ¡Nuestra conexión era tan fuerte desde ese momento! Agradezco cada día que nos hayas elegido como tus padres, y que Diosito te haya hecho crecer con abundante salud. Recuerda que siempre estaré aquí para escucharte, guiarte, abrazarte y brindarte todo el amor del universo. ¡Te quiero mucho, hija!