Feliz Cumpleaños de Hija para Mamá

Encontradas 33 felicitaciones de cumpleaños:

¡Feliz cumpleaños, mamá! Ser tu hija me hace sentir que soy una persona especial, pues para mi es una suerte haber crecido entre tus abrazos, tu cariño, y tus buenas enseñanzas. 

Gracias por todo lo que me has transmitido a lo largo de los años, pues creo que una gran parte de lo que soy se debe a ello. Pero sobretodo, gracias por tener tanta paciencia conmigo cuando era pequeña, pues sé que a veces era una niña un poco traviesa.

Quiero que sepas que te tengo una profunda admiración, y que gracias a ti sé lo importante que es cuidar de la familia, saber transmitir amor, y saber demostrar a los que tengo a mi alrededor todo lo que les valoro y los quiero. Así, ¡hoy te digo que estoy muy feliz por ti!
Soy una hija afortunada pues la primera
Gracias por hacer de mi vida
¡Feliz cumpleaños, mamá! Hoy que ya soy una mujer adulta, y que gracias a ti soy también una persona responsable, y muy feliz, pues me diste todas las oportunidades que necesite para poder alcanzar mis sueños, quiero decirte que te lo debo todo, y que nunca serán suficientes mis palabras de agradecimiento. 

Espero que la vida nos siga regalando miles de momentos hermosos, como mama e hija, pues para mi son los más importantes, y los que me van construyendo. Espero también que continúes siendo tan buena persona, y que los años te sigan ofreciendo mucha alegría y felicidad.
Sin ti, mamá, sentiría que me falta un pedazo y mi vida no tendría tantas carcajadas. ¡Te adoro! Me haces reír siempre con tus historias originales. ¡Eres una mujer muy buena y bella! ¡Y me alegra saber que cada vez me parezco más a ti!

¡Feliz cumpleaños, mamita linda!
Mamita, con cada año que pasa
aprendo a valorarte mucho más,
y es por eso que quiero festejar
pues eres una persona muy especial.

¡Tenerte en cada nueva etapa
es la bendición más grande! 
Eres mi guia, mi gran apoyo, 
y aunque la vida sea difícil, 
contigo aconsejándome
todo se hace más llevadero. 

¡Feliz cumpleaños! ¡Te adoro! 
¡Felicidades, mamá! Gracias por traerme a esta hermosa vida y por hacer de ella siempre un lugar seguro.
Mamá, ¿Recuerdas todas esas cartas que te escribí cuando era pequeña para decirte que eras la mejor? ¡Pues no me equivoqué! Lo sigues siendo, pero ahora eres mucho más que eso, ¡Eres mi mejor amiga! 

No sé si yo te escogí a ti o tú a mí, pero es una verdadera bendición contar con tu presencia. ¡Feliz cumpleaños! ¡Te adoro!
¡Muchas felicidades, mamá! Hoy pasaremos un día que seguro después recordaremos, lleno de todo aquello que más te gusta, y que adoras, un día en compañía, en el que festejar por la vida. No conozco a nadie más alegre que tú, y eso me hizo tener una infancia muy divertida, ¡miles de gracias!
¡Feliz cumpleaños, hija! A veces no encuentro las palabras exactas para expresar con precisión todo el amor que siento por ti, pero tienes que saber que este es inmenso, como el océano, los mares, ¡y hasta el universo! Tal vez, si algún día tú también te conviertes en mamá, podrás entender mejor lo que quiero decir, sentir todo lo que yo siento.

Hasta el fin de mis días cuidaré de ti, y te protegeré, siempre estaré para ti, para ayudarte y para acompañarte en la vida, es algo que debes tener muy presente y no olvidar nunca. Hoy tendremos un día hermoso, estoy deseando que despiertes para ver tu carita de emoción y comenzar a festejar junto a ti, ¡estoy segura de que va a ser perfecto!
¡Muchas felicidades, mamá! Gracias a ti, yo estoy aquí, y lucharé para que siempre seas feliz.
Que sigas, por un año más, manteniendo tu sonrisa impecable, tu fuerza que te define y que te da un gran valor, tu sentido de la justicia, y tu bondadoso corazón. ¡Muchas felicidades, mamá!

Me alegra estar contigo para festejar, para preparar un día hermoso, con todo detalle, ¡como a ti te gusta!
¡Muchas felicidades! Siempre que llega este día pienso que nací y crecí con la mejor mamá.
¡Feliz cumpleaños, mamá! Tu me enseñaste desde que era pequeña, que este es un día mágico, un día para tomarse muy en serio, para festejar, pasarla bien y ser muy feliz. Así, espero que tu diga contenga todas esas características, y yo haré todo lo que pueda para que así sea, pues estaré a tu lado todo el día, ¡dándote cientos de abrazos!
¡Feliz cumpleaños, mamá! Eres la persona que más me ha cuidado en esta vida, desde que nací hasta el día de hoy, protegiéndome para que no me pasara nada. También eres la persona que más me ha transmitido todo lo que sabía, pues me has enseñado cómo vivir y cómo buscar mi camino para poder ser feliz.

Con estas palabras lo que te quiero decir es que no hubiera llegado a ser lo que soy si no fuese por ti, ¡te amo!
Mamá, siempre pusiste mucho cuidado con cada uno de mis cumpleaños, y hoy que llega el tuyo me toca a mi hacer que sea un día inolvidable. ¡Muchas felicidades!
¡Feliz cumpleaños, mamá! Toda la ilusión del mundo para hoy, todo mi amor para ti y mi cariño también. Eres la persona de mi vida, y aunque a veces discutimos o no nos entendemos, hemos aprendido a tener paciencia la una con la otra, y siempre acabamos bien.

Te admiro y te quiero mucho, eres la persona que más me enseña sobre la vida, que más me comprende, ayuda, y, además, ¡de ti aprendo por tu ejemplo! pues eres una persona integra.