Carta de Cumpleaños para mi Hijo de 3 Años

Encontradas 33 felicitaciones de cumpleaños:

¡Feliz tercer cumpleaños, hijo! Te miro y recuerdo los nervios que sentí al saber que venías en camino, hoy te veo con mucha admiración crecer y doy gracias a Dios.

Han sido tres años en los que he aprendido tanto, desde como dormirte hasta tus comidas preferidas. ¡Y aún me falta tanto por aprender! Oír tus primeras palabras y recibir tus abrazos hacen que me sienta la persona más feliz del mundo.

Eres mi bebé consentido, y deseo tenerte en mis brazos durante tanto tiempo como sea posible. ¡Feliz cumpleaños!
Hoy festejamos tus 3 añitos
Agradezco a Dios verte crecer
Hijo mío, llegaste a los 3 años, feliz, con mucha alegría, y con salud, y para mi, esas son las cosas más importantes en la vida. No dejas de sorprenderme cada día, tu capacidad de aprender, tus ganas de saber todos los porqués, y tu bondad, que se ver reflejada en cada paso que das.

Eres pequeñito aún, pero ya tienes una personalidad muy marcada, y que me encanta. Deseo que hoy te sientas arropado y querido por todos los que te amamos, eres mi luz, no lo olvides nunca. ¡Muchas felicidades!
¡Felices 3 años, hijo!
Hoy avanzas un poquito más
en tu corta pero intensa vida,
así que es un día alegre,
motivo de celebración.

No imaginas cuanto es el amor
que me trasmites cada día,
las fuerzas que ese amor me da,
y el sentido que cobró mi vida
con tu llegada, mi pequeño.

Espero que siempre te sientas
querido, amado, y cuidado,
porque esos serán mis grandes
empeños contigo. ¡Te amo!
¡Feliz cumpleaños hijo! No sabes la alegría que me da llegar a este día, pues me hace recordar el momento en que llegaste a mi vida y te sostuve por primera vez entre mis brazos. Hoy alcanzas los 3 años, y en este tiempo me has contagiado com tu delicadeza, con tu bondad y con tu mirada limpia ante el mundo. 

No he parado de aprender de ti ni un solo instante, eres chiquito y aún no te darás mucha cuenta, pero quiero darte las gracias. ¡Te amo!
¡Felices 3 años, hijo mío! Aún no sé si puedes imaginar cuanto te quiero, lo feliz que me hiciste al nacer, y todo lo que cuido y cuidaré de ti. ¡Eres tan risueño, tan alegre y tan bondadoso!

Ya sabes que hoy será un día especial y estás deseando que llegue el momento de recibir visitas en casa, pues sabes que vienen a verte a ti.
¡Felices 3 años, hijo! Que sigas dándonos muchas alegrías y que sigas creciendo alegre y alcanzando miles de metas. Has dado pasos agigantados en el último año y me enorgullezco de cada uno de ellos. 

Eres mi pequeño bebé que sé que podrá llegar muy lejos, pero de momento, haré todo lo posible porque tengas la mejor infancia, porque sonrías todos los días y porque no pares de aprender y de tener curiosidad por lo que te rodea. ¡Te amo, mi hijito!
¡Felices 3 años, hijo mío! 
No haces más 
que crecer y crecer, 
a pasos agigantados, 
con tu alegría 
vas caminando 
por todos lados,
y a mi me alegras
a cada paso.

Cuando te veo
siento el mayor amor 
del mundo entero, 
eres mi niño pequeño
la persona a la
que siempre cuidaré. 

Hoy festejaremos
y seguro estarás
muy feliz.
¡Felices 3 años, hijo mío! Eres un niño hermoso, chiquito pero muy inteligente, amable y sociable, ¡te encanta estar con la gente! Y por eso, hoy será muy feliz, pues vendrán muchas personas a verte, a visitarte y a quererte.
Tengo tres años consintiéndote, y tú me haces sentir orgulloso desde el primer segundo. ¡Hoy celebramos tus tres añitos y yo no podría estar más feliz! Me siento el papá más afortunado al tener un hijo tan brillante y divertido.

Que tengas mucha salud y te sigas riendo por todo. ¡Felicidades, hijo querido!
Naciste hace 3 años, hijito mío, trayendo a esta casa nuevos aires, de alegría, de emoción, y de cierta incertidumbre. Una incertidumbre que era buena porque teníamos muchas ganas de hacerlo todo por ti, de verte crecer, y de estar a tu lado.

Y así ha pasado el tiempo… hoy es tu cumpleaños, y continuamos impregnados de esa alegría y emoción que trajiste contigo. Cuando te miro lo único que puedo sentir es una plena y sincera felicidad, eres y siempre serás mi mayor tesoro. ¡Feliz cumpleaños!
Cuando te tuve y me convertí en mamá no podía parar de llorar de felicidad, sentí que eras lo más bonito de mi vida, no que nunca había sentido tanto amor y que nuestro vínculo sería el más fuerte de todos. 

Hoy que cumples los 3 añitos, ni puedo contar todo lo que he aprendido contigo, la maternidad es lo más bonito que ya me pasó y soy feliz construyendo una hermosa familia. ¡Te adoro, mi hijito lindo! ¡Muchas felicidades!
Hijito lindo, ¡ya tienes 3 años! Un día emocionante nos viene por delante, está claro que será un poco diferente al resto, pues todos estamos felices por verte crecer, y hoy es el día de festejar.

Deseo que a lo largo de tu vida puedas ir decidiendo y eligiendo aquello que te gusta hacer, eso te permitirá desarrollarte plenamente. Por mi parte decir, que siempre te amaré y estaré pendiente de ti, a tu lado para que puedas conseguir todas las metas que te propongas. ¡Muchas felicidades!
¡Feliz cumpleaños,
mi pequeño amor!
Llegas a los 3 años,
y estás tan hermoso
y tan alegre, que estar
a tu lado cada día
es lo más bello del mundo,
mi hijito.

Tu sonrisa me llena de energía,
me da optimismo y alegría
para afrontar cada día.
¡Te amo!
Yo no se que sería de mi vida sin ti, mi hijito. Llegaste hace 3 años y llenaste todo de luz, al principio era un poco duro, pues te costaba mucho quedarte dormidito por las noches, pero te miraba y me parecías un ángel, y eso hacía que se me olvidasen las noches sin dormir.

Hoy es tu día, y estás muy contento, ya sabes lo importante que es y que tendrás muchas visitas de las personas que te adoran, que te darán su cariño, y quizás… ¡algún regalito! Pero ya sabes que lo importante es el amor que te demuestran en el día a día. ¡Feliz cumpleaños!
¡Felices 3 años, hijito mío! Siento mucho orgullo de ti, de verte tan hermoso, hablando tanto, y con tantas ganas de aprender. Hoy estás con una energía especial, deseando poder festejar tu cumpleaños, y a mi me hace muy feliz verte así. Te amo, mi pequeño.